Estamos en: http://juventudpolítica.wordpress.com

04 enero 2006

Un farlopero de visita por España

El líder cocacolero -cultivador de cocaína-, ahora convertido en Presidente electo de Bolivia gracías a una campaña basada en el populismo antiUSA y con la colaboración de los petrodólares del dictadorzuelo de Chavez, llega a España para establecer "buenas relaciones" con el Gobierno de España, un Gobierno que parece haberse unido al populismo antiUSA mientras se prestan fragatas para hacer la guerra a los propios EEUU. En una palabra: Hipocresía barata.

Es evidente que España y su gobierno deben mantener unas relaciones coordiales con este engendro puesto que se deben salvaguardar las millonarias inversiones que nuestras empresas -especialmente Repsol- tienen allí y que se ven amenazadas por la más que anunciada "nacionalización del Gas" pero ello no implica que Bolivia, Cuba y Venezuela junto a Marruecos deban ser nuestro eje en política exterior, más que nada porque son países que poco nos pueden aportar.

¿Por qué no mantener unas excelentes relaciones con la Adminsitración Bush?

La respuesta es que Zapatero basó su campaña en el antiamericanismo rampante propio de Chavez o de Fidel teniendo además el mal gusto de faltar al respeto de la bandera que representa a la mayor democrácia del mundo. Muchas de las inversiones exteriores que hemos pérdido por culpa de Zapatero procedían de los Estados Unidos de América. Frente a todos los motivos que aconsejan una más que buena relación con USA, Zapatero ha preferido aliarse con sus enemigos más acérrimos porque según su criterio eso es más beneficioso para España y eso es tener visión de Estado.
Sr. Zapatero cambie el rumbo de nuestra erronea política exterior y vuelva a las magníficas relaciones que el anterior Gobierno mantenía con EEUU. No es una cuestión de capricho por un país u otro sino que es una cuestión de ver qué es lo que más le interesa a España en conjunto.


Visitas recibidas hasta hoy: