Estamos en: http://juventudpolítica.wordpress.com

12 noviembre 2005

No es la religión ZP

No se trata, la de hoy, de una manifestación en pro de una educación religiosa en los centros públicos sino que se trata de una manifestación que va principalmente en pro del derecho de los padres a decidir la educación que deben recibir sus hijos y en pro de garantizar a las futuras generaciones una educación mejor que la que nosotros hemos recibido; no nos engañemos esto no es una lucha de "religión si, religión no", es una lucha entre educación de calidad (más exigencia a los alumnos primando su esfuerzo y dedicación, libertad para elegir centro educativo, y una educación nacional y no 17) y el adoctrinamiento borreguil que el Gobierno pretende con esta infame ley que nos quieren imponer.
El Gobierno en una de sus "hábiles" maniobras de distracción política ha pretendido en estos últimos días -desde que se conoció de forma definitiva el apoyo del PP a la manifestación- engañar a la gente con respecto a los motivos que van a llevar a millones de personas a las calles de Madrid dentro de unas horas (esta misma tarde). Se pretende llevar la manifestación al ambito religioso única y exclusivamente cuando el Gobierno sabe que ese es sólo un argumento más -de algunos- para posicionarse en contra de una ley que establece una moral de Estado, que es lo que a mí -personalmente- me parece más grave. Con estas "sutiles" medidas de saotaje a la libertad de expresión del pueblo, el Gobierno pretende desactivar grandes masas de gentes que están contra esta ley por el firme convencimiento de que esta nueva ley hundirá en el fondo del pozo a nuestro ya de por sí maltrecho sistema educativo.
¿Queremos hacer de nuestros hijos inúteles mentales?¿Queremos un sistema educativo que no premie el esfuerzo y la competitividad?¿Queremos un sistema educativo que permita tener a los alumnos de Murcia conocimientos distintos que a los de Valladolid en un mismo nivel educativo?. Estoy seguro de que nadie quiere ninguna de estas cosas, y es por esas razones -entre otras muchas de menor calado- por las que yo y muchos nos oponemos a esta nueva ley educativa. Que no les engañen, no es una manifestación en pro del nacional-catolicismo sino que es una manifestación en defensa de una educación de calidad que permita a las generaciones posteriores tener un nivel de conocimientos mucho mayor y mucho más arraigado culturalmente que el que nosotros tenemos ahora mismo.
¿En nombre de quien puede el Gobierno establecer una moral de estado en nuestro sistema educativo?; en el mio no lo será, ni en el de mi vecino ni en el de nadie, porque el Gobierno -ningun Gobierno- es nadie para establecer una moral de Estado que diga a nuestros jovénes pupilos cual es la ideología correcta y cual no. La pretensión socialista de crear una sociedad de borregos se eleva a su máxima potencia con esta nueva ley educativa, ya que se pretende que aún habiendo suspendido 3 asicnaturas se pueda pasar de curso, dando así el mismo premio al que presta atención y aprueba todas que al que pasa del tema y suspende tres asicnaturas, ¿es eso justo?. Que me contesta a la izquierda justiciera a esta última pregunta, más que nada por saber cual es el sentido de justicia que tienen para saber a que atenerme "justicieramente" durante los gobiernos sociatas.
Así que, si ustedes me lo permiten, concluiré como empece: "Sr. Zapatero no es la religión lo que esta en juego, es la calidad de la educación que van a recibir nuestros hijos lo que esta en juego, así que deje de juguetear con nosotros y retire este proyecto de ley".


Visitas recibidas hasta hoy: