Estamos en: http://juventudpolítica.wordpress.com

02 junio 2005

El servilismo político

El servicio al partido que hacen algunos funcionarios del Gobierno es verdaderamente el equivalente a una rata de alcantarilla, digamos que son los encargados de tirar la mierda para dividir; ya se sabe "divide y vencerás". Y digo estas palabras por la "pseudo-ratita" de Heces Barba, que no sabe argumentar ningún motivo mejor para no ir a una manifestación "porque esta pretende hacer rectificar al gobierno algo que ha sido apoyado por la mayoría del Parlamento".
Por esa sencilla "razón" se podrían "invalidar" por ejemplo las manifestaciones contra la Guerra de Irak (porque también tenía el gobierno el apoyo de la mayoría parlamentaria por entonces) y otras tantas manifestaciones en la historia. Ese motivo no es más que una solemne gilipollez propia de una rata a la que le dan el guión escrito sus jefazos de la Moncloa. Y el guión que le han dado está vez es intentar hacer ver que las manifestaciones que no apoya el PSOE son amnifestaciones pseudo-políticas, manipuladas y de los nostálgicos del franquismo; pues nada no lo va a conseguir -el guión se ha quedado sin "audiencia"- porque cualquier persona con dos dedos de frente apoyaría a las víctimas y rechazaría una negociación con ETA. Si esto último no lo tienen muy seguro haganse una pregunta, ¿permitirían ustedes que el Gobierno con alguien que ha matado a su hijo o hermano?...si la respuesta es NO es usted una persona normal y con dos dedos de frente, pero si la respuesta es SI le aconsejo vaya buscando plaza en un psiquiatrico porque no está muy cuerdo o bien pertenece usted a la secta política zapateriana.
Esta actitud del infame Alto Comisionado para las Víctimas del Terrorismo es todo lo contrario de una actitud ejemplar y ejemplarizante, como si que lo es la actitud de Don José María Aznar y de otros muchos políticos del PP que sí que acudirán a la manifestación para mostrar su apoyo a las víctimas de los asesinos, a todas. Es lamentable que un partido político tenga tanto apego al poder y acepte cualquier cosa con tal de aferrarse al sillón como si de su última esperanza se tratase, pero tratandose del PSOE y sus adlátares políticos cualquier cosa se puede esperar menos un gobierno decente.


Visitas recibidas hasta hoy: